viernes, 22 de mayo de 2015

Andre Agassi - Open. Memorias


No me gustan las memorias de nadie. Me aburren soberanamente las autobiografías. Y me aburren las biografías consentidas también. Me importa un rábano la "realidad" de la vida de nadie. Yo leo porque me gusta la literatura. Porque el personaje valga la pena, porque el escritor se luzca en sus frases.
Cuando leí que Baricco dijo de este libro que fue lo mejor que leyó en décadas, abrí los ganchos y lo quise.
Es fabuloso. Es espectacular. Los personajes parecen haber salido de la mejor pluma. Me hizo encoger el alma y empezar a lamentar que mi hijo quiera ser tenista.

Y de la misma manera que no es necesario saber de espadas para leer una novela de espadachines, ni de arquitectura para leer una novela sobre la construcción de una catedral, tampoco es necesario saber de tenis (ni de que te guste el tenis) para disfrutar este libro enormemente.

Ahora.. si como yo, además de todo juegas tenis, entonces te sorprenderán las madrugadas mirando partidos que cuenta y que ocurrieron 20 años atrás.

Estoy de acuerdo con Baricco, es el mejor libro que he leído en décadas.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada